Recent Posts

La sequia

fotografia Harold Arrieta..........Clic en la imagen para que veas como llegar a Pijiño Del Carmen

A orillas de la cienaga del palmar

fotografia Harold Arrieta..........Clic en la imagen para que veas como llegar a Pijiño Del Carmen

Las canoas

fotografia Harold Arrieta..........Clic en la imagen para que veas como llegar a Pijiño Del Carmen

El Alcon

fotografia Harold Arrieta..........Clic en la imagen para que veas como llegar a Pijiño Del Carmen

Diente de perro

fotografia Harold Arrieta ..........Clic en la imagen para que veas como llegar a Pijiño Del Carmen

Mostrando entradas con la etiqueta mendoza. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta mendoza. Mostrar todas las entradas

24 enero 2011

Sueño Pijiñero


 

publicación autorizada por mi gran amigo el profesor


 

 Prisciliano Lara Mendoza






Expandir
SUEÑO PIJIÑERO

Sueño pijiñero. Yo tengo un sueño que un día este municipio se elevará y vivirá el verdadero sentido y objetivo para el cual fue creado hace 15 años, creemos que estas verdades son evidentes: que todos los hombres son creados iguales y por lo tanto deben tener las mismas oportunidades. Yo tengo un sueño que un día a lo largo y ancho de las tierras fértiles de nuestro municipio las personas de los diferentes credos políticos serán capaces de sentarse juntos en la mesa de la hermandad. Yo tengo un sueño que un día nuestro municipio será transformado en un oasis de progreso, esperanza, paz y justicia social para bien de todos sus habitantes. Yo tengo un sueño que mis cuatro hijos vivirán un día en un municipio donde todos puedan estudiar en el colegio e ir a la universidad, regresar a trabajar en y por su terruño, que no se sientan como extraños en su propia tierra y tengan que emigrar a otras zonas del país, porque las oportunidades y trabajos siguen siendo para los forasteros. ¡Yo tengo un sueño hoy! Yo tengo un sueño que un día, se acabará la cultura de la exclusión, de la indiferencia, del egoísmo e individualismo y surgirá una nueva cultura donde entendamos que todos cabemos en este municipio y podamos construir entre todos el destino común que todos anhelamos, en donde nos duela la tierra y nuestra gente, que no nos sigamos dejando dividir en dos bandos y que no nos sigan exhibiendo como trofeos de una guerra fratricida y sin sentido. ¡Yo tengo un sueño hoy! Yo tengo un sueño que un día los recursos propios del municipio y los de las transferencias sean administrados en forma pulcra y transparente a favor de toda la colectividad y no para beneficiar a dos o a unos pocos, para que se puedan construir más escuelas, más centros de salud, pavimentar las calles, arreglar las vías, llevar servicios públicos(agua y energía eléctrica)a todos los rincones del municipio, entregar tierra a los campesinos, fomentar empleo y microempresas, mejorar la calidad de la educación y de vida todos los habitantes del municipio. ¡Yo tengo un sueño hoy! Yo tengo un sueño que un día la gente pueda trabajar con el municipio o el sector privado, donde sus salarios y prestaciones sociales sean pagados a su entera satisfacción, independientemente al grupo político al que pertenezca sin necesidad de entregarle poder amplio y suficiente a abogados sin escrúpulos. ¡Yo tengo un sueño hoy! Yo tengo un sueño que un día, uno salga a otro lugar diferente al municipio, a Santa Marta o al interior de Colombia, por ejemplo y no nos avergoncemos de decir que somos pijiñeros, porque nos están estigmatizando en la prensa o en la radio como un municipio donde la gente es deshonesta y revoltosa, cuando todos sabemos que estos adjetivos peyorativos contrastan con la nobleza y la armonía de un pueblo luchador y pujante. Esta es nuestra esperanza. Esta es la fe con la que debemos luchar para que se puedan cristalizar estos sueños. Con esta fe seremos capaces de esculpir de la montaña de la desesperación una piedra de esperanza. Con esta fe seremos capaces de transformar las discordancias y diferencias que hay en nuestro municipio en una hermosa sinfonía de hermandad. Con esta fe seremos capaces de trabajar juntos, de rezar juntos, de luchar juntos, de acompañar los funerales y los velorios juntos independientemente del credo político al que pertenezcamos o perteneció el finado. Este será el día, este será el día en que todos los niños de Dios serán capaces de cantar con un nuevo significado de la canción: "Pijiño Canta”: Yo le agradezco a mis padres buenos por permitirme nacer aquí, esta es la Tierra que yo más quiero donde he vivido y deseo morir. Y si Pijiño del Carmen va a convertirse en un gran municipio, en un polo de desarrollo en el sur del magdalena esto debe convertirse en realidad con el aporte y sudor de la frente de cada uno de sus hijos, no puede ser de otra forma, lo demás es falacia. Y cuando esto ocurra, cuando dejemos resonar la tolerancia política, ideológica y religiosa cuando la dejemos resonar desde cada hogar, cada corregimiento, cada calle, cada caserío y cada rincón del municipio, seremos capaces de apresurar la llegada de ese día cuando todos los hijos de Dios de todos los matices políticos, ideologicos y religiosos, serán capaces de unir sus manos y cantar las palabras del himno de la Republica de Colombia: "¡Cesó la horrible noche! ¡La libertad sublime, derrama las auroras de su invencible luz! Gracias a Dios todopoderoso, ¡por fin nos libramos de la opresión de un modelo político ignominioso, obsoleto, excluyente y abominable, ahora estamos unidos, como hermanos que somos!". “POR UN PIJIÑO DEL CARMEN INCLUYENTE, SIN INDIFERENCIA Y MEJOR AL ALCANCE DE TODOS”.


PRISCILIANO LARA MENDOZA



18 enero 2011

Sueño pijiñero



publicación autorizada por mi gran amigo el profesor Prisciliano Lara Mendoza










Sueño pijiñero.


Yo tengo un sueño que un día este municipio se elevará y vivirá el verdadero sentido y objetivo para el cual fue creado hace 15 años, creemos que estas verdades son evidentes: que todos los hombres son creados iguales y por lo tanto deben tener las mismas oportunidades.
Yo tengo un sueño que un día a lo largo y ancho de las tierras fértiles de nuestro municipio las personas de los diferentes credos políticos serán capaces de sentarse juntos en la mesa de la hermandad.
Yo tengo un sueño que un día nuestro municipio será transformado en un oasis de progreso, esperanza, paz y justicia social para bien de todos sus habitantes.
Yo tengo un sueño que mis cuatro hijos vivirán un día en un municipio donde todos puedan estudiar en el colegio e ir a la universidad, regresar a trabajar en y por su terruño, que no se sientan como extraños en su propia tierra y tengan que emigrar a otras zonas del país, porque las oportunidades y trabajos siguen siendo para los forasteros.
¡Yo tengo un sueño hoy!
Yo tengo un sueño que un día, se acabará la cultura de la exclusión, de la indiferencia, del egoísmo e individualismo y surgirá una nueva cultura donde entendamos que todos cabemos en este municipio y podamos construir entre todos el destino común que todos anhelamos, en donde nos duela la tierra y nuestra gente, que no nos sigamos dejando dividir en dos bandos y que no nos sigan exhibiendo como trofeos de una guerra fratricida y sin sentido.
¡Yo tengo un sueño hoy!
Yo tengo un sueño que un día los recursos propios del municipio y los de las transferencias sean administrados en forma pulcra y transparente a favor de toda la colectividad y no para beneficiar a dos o a unos pocos, para que se puedan construir más escuelas, más centros de salud, pavimentar las calles, arreglar las vías, llevar servicios públicos(agua y energía eléctrica)a todos los rincones del municipio, entregar tierra a los campesinos, fomentar empleo y microempresas, mejorar la calidad de la educación y de vida todos los habitantes del municipio.
¡Yo tengo un sueño hoy!
Yo tengo un sueño que un día la gente pueda trabajar con el municipio o el sector privado, donde sus salarios y prestaciones sociales sean pagados a su entera satisfacción, independientemente al grupo político al que pertenezca sin necesidad de entregarle poder amplio y suficiente a abogados sin escrúpulos.
¡Yo tengo un sueño hoy!
Yo tengo un sueño que un día, uno salga a otro lugar diferente al municipio, a Santa Marta o al interior de Colombia, por ejemplo y no nos avergoncemos de decir que somos pijiñeros, porque nos están estigmatizando en la prensa o en la radio como un municipio donde la gente es deshonesta y revoltosa, cuando todos sabemos que estos adjetivos peyorativos contrastan con la nobleza y la armonía de un pueblo luchador y pujante.
Esta es nuestra esperanza. Esta es la fe con la que debemos luchar para que se puedan cristalizar estos sueños. Con esta fe seremos capaces de esculpir de la montaña de la desesperación una piedra de esperanza.
Con esta fe seremos capaces de transformar las discordancias y diferencias que hay en nuestro municipio en una hermosa sinfonía de hermandad.
Con esta fe seremos capaces de trabajar juntos, de rezar juntos, de luchar juntos, de acompañar los funerales y los velorios juntos independientemente del credo político al que pertenezcamos o perteneció el finado.
Este será el día, este será el día en que todos los niños de Dios serán capaces de cantar con un nuevo significado de la canción: "Pijiño Canta”: Yo le agradezco a mis padres buenos por permitirme nacer aquí, esta es la Tierra que yo más quiero donde he vivido y deseo morir. Y si Pijiño del Carmen va a convertirse en un gran municipio, en un polo de desarrollo en el sur del magdalena esto debe convertirse en realidad con el aporte y sudor de la frente de cada uno de sus hijos, no puede ser de otra forma, lo demás es falacia.
Y cuando esto ocurra, cuando dejemos resonar la tolerancia política, ideológica y religiosa cuando la dejemos resonar desde cada hogar, cada corregimiento, cada calle, cada caserío y cada rincón del municipio, seremos capaces de apresurar la llegada de ese día cuando todos los hijos de Dios de todos los matices políticos, ideologicos y religiosos, serán capaces de unir sus manos y cantar las palabras del himno de la Republica de Colombia: "¡Cesó la horrible noche! ¡La libertad sublime, derrama las auroras de su invencible luz! Gracias a Dios todopoderoso, ¡por fin nos libramos de la opresión de un modelo político ignominioso, obsoleto, excluyente y abominable, ahora estamos unidos, como hermanos que somos!".





“Por un pijiño del carmen incluyente, sin indiferencia y mejor al alcance de todos”.






Por: Prisciliano Lara Mendoza
Lic. Ciencias Sociales y Filosofía.
Esp. En Gestión Educativa
Periodista Independiente.
Poeta aficionado.
Líder Comunitario.
Ex – Concejal.
Coofundador del Festival Duque Palomino.
Coautor de los proyectos para la creación de los nuevos corregimientos de Pijiño.



















05 diciembre 2010

Gran bazar pro damnificados municipio pijiño del carmen

Invita 

Martin Mendoza 



INFORMES 

3123322542